La venta de Novagalicia puede dañar a sus clientes

23 / 10 / 2013 10:18 José María Vals
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

La venta de la entidad a un fondo de inversión puede dejar sin banco a muchos ahorradores.

La venta de Novagalicia Banco entra en su recta final. El Fondo de Restructuración Ordenada Bancaria (FROB) repasa estos días las ofertas hechas para quedarse con la entidad gallega nacionalizada.

Desde la actual dirección de Novagalicia se ha defendido en las últimas semanas que la adjudicación del banco a algún fondo extranjero sería la mejor forma de mantener la entidad como un banco gallego independiente. Se refieren, claro está, a evitar la posibilidad de que Novagalicia acabe siendo absorbido por una entidad financiera española de mayor tamaño, lo que le privaría de su identidad gallega, al quedar diluido en un negocio mucho mayor.

Según confirmaba hace pocas fechas el director general del FROB, Antonio Carrascosa, este organismo público, actual propietario de Novagalicia, tiene sobre la mesa ofertas de cinco bancos españoles y dos fondos extranjeros.

Nadie da nombres de forma oficial, pero en Galicia se da por hecho que uno de los contrincantes es el fondo americano Guggenheim Partners. Desde la parte española está confirmada la presencia en la puja de Caixa Bank, Santander y BBVA.

La resolución del proceso de venta debe ser resuelto por el FROB en noviembre. Antonio Carrascosa lo ha confirmado y las entidades nacionales todavía esperaban hace pocos días que les fuera remitida la información confidencial necesaria para poder calibrar el alcance económico de la operación.

Red de oficinas.

Una de las cosas que sí tienen claras algunos de los bancos nacionales que han presentado sus ofertas es que la adjudicación de Novagalicia a un fondo extranjero podría tener consecuencias desagradables para muchos clientes. La explicación, según fuentes financieras, es sencilla: la restructuración de la entidad, ya prevista en su plan de viabilidad, contempla el cierre de 327 sucursales hasta 2017, de las que una parte está en Galicia (este año se cerrarán en esa comunidad 49 oficinas). El fondo extranjero no tiene red comercial, lo cual dejaría a los clientes sin banco, o les obligaría a trasladar su cuenta a otra oficina más lejana.

Además, el fondo trataría de rentabilizar Novagalicia en el menor plazo posible para poder obtener plusvalías. Eso podría llevar a una restructuración algo más intensa que la prevista, lo que podría provocar el cierre de un número mayor de sucursales. En cualquier caso, si la entidad se adjudicara finalmente a un banco nacional, el cierre previsto de sucursales podría neutralizarse con el traslado de las cuentas a las oficinas propias más cercanas al cliente.

En la actualidad, Santander cuenta con 253 oficinas en Galicia, BBVA tiene otras 250 y Caixa Bank cuenta con 200 sucursales abiertas al público. Novagalicia cubre más del 90% de la población gallega con 541 oficinas abiertas en 270 municipios de la región. Pero esto cambiará tras la restructuración.

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica