Super Nintendo Classic Mini: una cajita gris de nostalgia

12 / 10 / 2017 Tobias Hanraths (DPA)
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

La nueva Super Nintendo Classic Mini es igual a su antecesora de 1992 en el diseño: el mismo gris, los mismos botones de colores y la misma cruceta siempre un poco dura.

Mario ha vuelto. El fontanero y sus aventuras son solo uno de los 21 juegos instalados en la Super Nintendo Classic Mini. Foto: Franziska Gabbert/DPA

Para muchos aficionados a los videojuegos de cierta edad, la Super Nintendo fue la primera consola que tuvieron, y para muchos expertos la caja cuadrada gris sigue siendo una de las mejores. Ahora regresa en una edición mini e incluso con algunas novedades inéditas.

Las diferencias son que no hay que comprar los juegos, sino que vienen instalados, y que el tamaño y el peso son bastante inferiores al original.

Pese a ello, para los jugadores que la hayan usado en los años 90, la consola es una verdadera máquina del tiempo. Primero porque los mandos se sienten exactamente igual que el original, y segundo porque los juegos clásicos realmente casi no han perdido nada de su fascinación.

En comparación con la NES Classic Mini, la versión de 2016 del Nintendo Entertainment System de los años 80, la firma japonesa redujo el número de títulos preinstalados: en vez de 30 hay 21, entre ellos muchos clásicos que siguen encontrándose entre los Top 10 de los mejores de todos los tiempos.  

Por ejemplo, "A Link to the Past" es para muchos el mejor juego de la serie "Zelda", a la que no le faltan precisamente éxitos, y hasta el día de hoy un modelo a seguir en juegos de mundo abierto. "Super Mario World" no tiene nada de qué avergonzarse en cuestiones de creatividad y diseño frente a otros juegos de plataformas y "Final Fantasy VI" es una aventura fantástica muy madura pese a sus gráficos pixelados, muy superior al contenido adolescente de episodios más modernos.

Aunque está claro que a nivel de gráficos la calidad es mucho menor a la actual, la soledad fantasmal de "Super Metroid" o el terror kitsch de "Super Castlevania IV" aún funcionan. Y después de las primeras tres rondas de "Street Fighter II" uno ya se ha olvidado de que los juegos tienen hoy muchos más píxeles y no funcionan en el formato 4:3 de los antiguos televisores catódicos. Es divertido jugar incluso a juegos de carreras como "Mario Kart" o "F-Zero" una vez que uno se acostumbra a los trucos gráficos con los que Nintendo simulaba entonces las tres dimensiones.

Entre los 21 juegos hay incluso alguna novedad inédita, como "Star Fox 2", cuyo diseño estaba terminado en 1995 pero al final se abandonó por el lanzamiento de la Nintendo 64, la sucesora de la Super Ninendo. Con 22 años de retraso ahora por fin se estrena y aunque no resulta una revelación, no deja de ser un extra agradable.

A diferencia de la NES Mini, a la Super Nintendo le faltan un par de clásicos, sobre todo aquellos que no fueron desarrollados por la propia Nintendo. Por motivos de licencias esto era prácticamente inevitable, pero pese a ello los fans de la consola extrañarán, por ejemplo, juegos como "NBA Jam" o "Super Star Wars".

A través de un menú el jugador puede elegir el siguiente juego, y para terminar una partida hay que apretar el botón "reset". Pero también es posible dejar en pausa el juego y grabar el estado actual para seguir jugando más tarde. Una cosa que Nintendo ha mejorado claramente en relación con la NES Mini es que el cable de los mandos mide algo más de 1,50 metros, lo que no obliga a los jugadores a estar pegados a la consola.

La Super Nintendo Classic Mini vale la pena tanto para los nostálgicos como para quienes quieran conocer aquellos juegos de hace 20 años, sobre todo por su precio de 100 euros. Nintendo ha prometido sacar a la venta a lo largo de 2018 más ejemplares, por lo que nadie debería pagar más de esa cifra -ya hay en Internet webs que la ofrecen por bastante más-. La empresa aprendió de su expeciencia con la NES Mini, que ante la escasez de dispositivos disponibles se convirtió en un artículo de colección a precios desorbitados.

Super_Nintendo_Class_54943685
Super_Nintendo_Class_54943685-(2)
Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica