Sofia Coppola

18 / 12 / 2017 Geoff Edgers
  • Valoración
  • Actualmente 3 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 3 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Cineasta

“Mi padre decía que la razón para hacer un remake es ganar dinero”

Foto: Neilson Barnard

La hasta ahora única versión de La seducción, de 1971, es uno de los títulos más lamentables de la filmografía de Clint Eastwood. Interpreta a John McBurney, un soldado nordista con graves heridas acogido en un internado femenino del Sur que permanece aislado. A medida que el soldado mejora se revela como un pecador, y surgen una serie de conflictos con las mujeres que lo cuidan. Sofia Coppola reinventa una historia en la que se mezclan instintos reprimidos, juventud, sexualidad y cuestiones de género. Destacan Nicole Kidman, Kirsten Dunst o Colin Farrell, en el papel de McBurney. El resultado es un híbrido entre comedia, película de terror y relato de formación que va en la línea de otros filmes de la directora como Las vírgenes suicidas o Lost in Translation.

P_ No da la impresión de ser alguien lleno de ilusión por hacer un remake.

R_ Para nada. Mi padre decía que el único motivo para hacer un remake era ganar dinero. Sin embargo, cuando Anne Ross, amiga y diseñadora de producción de la película, vio la versión de 1971, me dijo: “Necesitas hacer una nueva versión de esto”.

P_ Se me revolvió el estómago cuando, al comienzo de la versión antigua, el protagonista besa a la chica y una voz superpuesta dice: “Ahora sé lo que es sentirse de nuevo una mujer”.

R_ Yo no podía hacer esa misma película. Allí se trata la sexualidad y el deseo como algo raro, casi como si se estuviera cometiendo un incesto. Y hay personajes, como la esclava Hallie, que son puros estereotipos. Decidí eliminar todas esas cosas, centrarme en los personajes y, en general, en el enorme potencial de la historia.

P_ En la película antigua, Martha parece la enfermera mala de Alguien voló sobre el nido del cuco. Nicole Kidman le da al personaje muchos más matices...

R_ Quería dignificar a ese personaje. Mostrar que es terrorífica, pero también humana. Quería mostrar su deseo, y que este deseo no resultara grotesco o enfermizo.

P_ Desde su primer cortometraje siempre ha estado interesada en cómo funcionan los grupos de mujeres.

R_ Es porque de pequeña viajaba mucho con mis padres por los rodajes y siempre era la chica nueva de la clase. En lugares tan distintos como Oklahoma o Nueva York tenía que interpretar a toda prisa cómo funcionaban los grupos, qué rol tenía cada uno, quién estaba al mando. En el caso de los grupos de chicas, los códigos son más sutiles. Podemos comunicar muchísimo con una mirada o un tono de voz. Los hombres, sin embargo, dependen mucho más de la palabra y la acción física.

P_ He oído que muestra a su padre sus películas antes de darlas por finalizadas. ¿Alguna vez ha usado algún consejo que le haya dado?

R_ María Antonieta tenía tres escenas de ópera grandiosas, y tras ver la primera versión de la película mi padre me recomendó que eliminara una. Me resistí, porque había costado muchísimo rodarla, pero lo cierto es que sin ella la película funcionó mucho mejor. A menudo me dice: “Que le den por saco a todos, simplemente haz lo que tengas que hacer”. Eso lo he aprendido de él. [DPA] 

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

  • Por: danna katalina 18/03/2018 19:30

    que debe es forsarse mas

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica