The walking president

23 / 11 / 2012 12:27 Elisa Beni
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Camina sin alma. Camina sobre la tierra desolada que el apocalipsis de los financieros desbocados y los políticos amordazados están dejando en nuestra tierra. Todos sabemos el nombre de la hechicera que lo mueve convertido en esclavo de sus deseos. The walking president. Un año de Rajoy zombi. Sabemos que sufrió el bocado de la muerte cuando descubrió que ser de derechas y modosito no le iba a arreglar los embates de la especulación ni la saña alemana por asegurar sus cobros. Entonces podía haberse revuelto para conservar su forma viviente, haber establecido un liderazgo que nos sustrajera de la obediencia a recetas erróneas producto de diagnósticos equivocados. Pero su ideología le aprisionó y dejó lugar para que Monti se lo montara y sustrajera a Italia de los bocados de los mercados que le tenían a punto de morderle el trasero.

Aparte de la traición a todas sus propuestas electorales, el presidente zombi comenzó a caminar sobre una tierra devastada en ese momento en que España cayó en las fauces de las fieras mientras Italia remontaba el vuelo. Nos ha entregado en prenda para salvar a nuestros verdugos, a esa banca que cuanto más arriesga menos posibilidades tiene de perder nada. Ha resistido, eso sí, la orden del rescate masivo, aunque hay apuntes que indican que ese no era el deseo de la hechicera que le ha robado el alma. Mantiene las funciones mecánicas: firma decretos, convoca al Consejo de Ministros y, mientras, deja que otros caminantes de su cuadrilla se den un festín de sangre a base de recortarnos los derechos y las libertades.

Como siempre, hay un grupo que lucha por encontrar un hueco en que vivir destruyendo el imperio de los muertos vivientes. Son pocos y desesperados. Solo queda esperar que su número aumente y, como en todas las ficciones, logren recuperar la tierra para la vida.

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica