Dinero

28 / 06 / 2017 José Antonio Marina
  • Valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

El carácter ficticio del dinero se manifiesta en la creación de criptodinero, de monedas como el bitcoin.

El mundo económico me fascina por su mezcla de irracionalidad y cálculo. Durante gran parte de su historia, la Economía se ha basado en un supuesto Homo  economicus, un ser que actúa racionalmente buscando su interés. Pero este presupuesto se está desmoronando. Keynes advirtió ya, hace mucho tiempo, que las decisiones económicas las toman los animal spirits, las pasiones. Y el psicólogo Daniel Kahnemann ganó el premio Nobel de Economía precisamente por demostrar la irracionalidad de nuestro comportamiento. Parece, sin embargo, que un mejor conocimiento de los mecanismos económicos nos permitirá tomar mejores decisiones. Con esa finalidad vamos a poner en marcha en la Fundación UP un curso on line titulado Economía para ciudadanos, dedicado a explicar lo que cualquier persona debe saber sobre este tema para no ser engañado.

Mi interés en el conocimiento por el conocimiento es escaso. Creo que hay que conocer para comprender y hay que comprender para tomar buenas decisiones y actuar. En los temas económico esto es esencial. Sin embargo, no es tan fácil saber lo que ocurre. La crisis última ha puesto en tela de juicio la fiabilidad de los economistas. Durante su visita para inaugurar la London School of Economics, la reina Isabel preguntó: ¿Y cómo no previeron lo que ha sucedido? Se encargó de contestarla Luis Garicano, que salió del paso como pudo. Lo cierto es que da la impresión de que el dinero tiene una vida propia, cuyo dinamismo no acabamos de comprender bien. Acabo de participar en un debate sobre economía con Juan Ignacio Crespo, en el que he manifestado mi sorpresa ante el hecho de que la masiva creación de dinero por los bancos centrales no haya provocado inflación. Crespo piensa que eso ha sucedido porque los bancos comerciales han restringido el crédito, que es lo que produce un efecto multiplicador. Es posible que tenga razón.

Hace un par de años, el Banco de Inglaterra publicó un documento titulado Creación de dinero en la economía moderna, en el que se lee: “En la economía moderna, la mayor parte del dinero toma la forma de depósitos bancarios. Pero la forma en que esos depósitos bancarios son creados no resulta del todo comprendido: la principal vía para su creación es a través de los préstamos que hacen los bancos comerciales. Siempre que un banco hace un préstamo, simultáneamente crea un depósito correspondiente y equivalente en la cuenta bancaria del prestatario, creando de esta forma nuevo dinero”.

Lo que me preocupa de este ejemplo es que el Banco de Inglaterra parezca sorprenderse de algo que todo el mundo sabía: que los bancos crean dinero, que ese dinero es una ficción, y que instala la deuda como principal motor del sistema económico. Este carácter ficticio del dinero se manifiesta también en una de las aventuras financieras más estrambóticas de la actualidad: la creación del criptodinero, de monedas como el bitcoin,que son pura creación de programas informáticos. ¿No tienen la impresión de que no estamos en buenas manos?

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica