Entre la muerte digna y el suicidio colectivo

27 / 10 / 2017 Agustín Valladolid
  • Valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

El procés ha muerto. Ahora ya solo falta saber si Puigdemont es capaz de enterrarlo con dignidad.

El Gobierno catalán reunido en la Generalitat el pasado día 24. Foto: JOSEP LAGO/AFP

Se pueden poner los promotores como quieran, buscar todas las justificaciones que convengan, pero la nave que se dirigía con desbordante animosidad hacia la independencia de Cataluña ha encallado. Se diría que definitivamente. Se diría más: está a punto de zozobrar. Han estado cerca. No de la independencia, pero sí de convertir el conflicto que crearon mediante artificios, engaños y propaganda en una enfermedad crónica de extraordinaria gravedad. Aún pueden hacerlo. Aún pueden darle una patada a la silla en la que todavía se apoyan, arrastrando en su suicidio a la sociedad a la que prometieron servir.

Recordaba hace unos días en el periódico El País el editor Andreu Jaume que fueron juristas nazis los que definieron las bases del “estado de excepción deliberado”, el Gewollte Ausnahmezustand, que terminó por convertir en “inevitable” la instauración del Estado nacionalsocialista. Jaume comparaba aquella estrategia desestabilizadora con la del llamado procés. Y han sido las más que teóricas concomitancias entre la metodología goebbeliana y la desarrollada por los teóricos del secesionismo catalán las que, a la postre, han emergido para convertirse en una de las grandes fallas del proyecto independentista.

Europa se acostó un día escandalizada por las imágenes que las televisiones emitieron el 1 de octubre. Poco después, casi pedía disculpas, desde el escenario del Teatro Campoamor de Oviedo, por haberse tragado los montajes del independentismo. Por triplicado. Ese, el inmediatamente posterior al 1-O, fue el momento más delicado. Junto a lamentables imágenes reales en las que se veía a la Policía arremeter contundentemente contra, también, pacíficos ciudadanos, otras previamente seleccionadas por su brutalidad, que nada tenían que ver con lo sucedido aquel día en las calles de Cataluña, se extendían como chapapote por las redes sociales de los cinco continentes. Goebbels había ganado. Y el Gobierno de Mariano Rajoy temblaba.

Pero, como dice el refrán, las mentiras tienen las patas muy cortas. La constatación del fraude hizo que prestigiosos medios de comunicación en Londres, París, Nueva York o Berlín, se sintieran estafados. Y respondieron yendo más allá: llamando la atención no solo sobre la impostura demostrada por los ideólogos de la respuesta frente a la “represión” del Estado, sino sobre todo desvelando la doble cara del independentismo. “La estrategia de la tensión”. Así definió Le Monde, en un durísimo editorial, el plan concebido por Puigdemont, Junqueras y compañía. “La televisión pública catalana –añadía el prestigioso rotativo parisino– lleva meses machacando con una propaganda independentista simplista y engañosa, recurriendo a una retórica de victimización que pretender hacer creer, de forma grotesca, que Catalunya es víctima del regreso de la dictadura franquista. No es el caso”.

Encuesta reveladora

El independentismo ha fracasado en el frente en el que menos errores podía permitirse: el exterior. Solo una significativa convalidación internacional del procés habría sostenido la invención. No ha sido así. Finalmente, Europa, tras algún titubeo, ha comprendido que esta no es una batalla ideológica, ni de derechos democráticos, sino que estamos en un nuevo pulso entre populismo y libertades. Un pulso a la española, en el que las élites económicas se confabulan con radicales antisistema. Una anacrónica excentricidad.

Al descalabro internacional siguió, casi en paralelo, la masiva huida de empresas, y una incontenible sensación de que el Govern había perdido el control, de que en muy poco tiempo no iba a estar en condiciones de garantizar el orden público, ni las nóminas de los funcionarios, ni de frenar la sangría empresarial que acabaría por traducirse en aumento del paro, ni de poner remedio al seguro empobrecimiento del ciudadano medio. Y así, este empezó a dar señales de hartazgo, como reflejaba la encuesta que publicó El Periódico coincidiendo con la decisión del Gobierno de activar el 155 de la Constitución.

Siete de cada diez catalanes opinan que el procés ha dividido a la sociedad. Un 10% más que solo tres semanas antes, y los mismos que piensan que el camino no es la independencia, sino una reforma constitucional que mejore el autogobierno. El procés ha muerto. Y ahora ya solo falta saber si Puigdemont es capaz o no de enterrarlo con dignidad.

Independentismo

No solo se fugan las empresas

La voz de alarma en Cataluña se dio hace tiempo más allá del mundo empresarial. No solo han decidido cambiar de sede más de un millar de sociedades de variado tamaño. La fuga se ha ampliado a las personas físicas. No hay todavía estadísticas fiables, pero fuentes solventes ya cifran en decenas de miles los catalanes que se han empadronado en municipios donde tienen una segunda residencia. Adonde, por supuesto, también han trasladado sus cuentas bancarias.

40493388_60-F

Sede del grupo Planeta

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

  • Por: Manuel Alamo Septiem 28/10/2017 1:00

    Hola Señor y Señora, Me dirijo a todos los individuos en necesidad de su compartir que me hace préstamos de dinero de 2000€ a 500.000€ a cualquier persona capaz de pagar con una tasa de interés del 2% por año y un tiempo que oscila de 1 a 20 años, dependiendo de la cantidad solicitada.Si usted necesita el dinero por otras razones, no dude en ponerse en contacto conmigo para obtener más información. Contacto: servizio.finanza@outlook.fr

  • Por: HENRIETTA FERNANDO 27/10/2017 21:20

    Hola, Esto es para informar al público en general que la Sra. HENRIETTA FERNANDO, una prestamista de préstamo privado de buena reputación ha abierto una oportunidad financiera para todos los que necesitan ayuda financiera. ¿Necesita un préstamo? ¿Necesita dinero urgente para resolver un problema de emergencia? ¿O necesita un préstamo para cancelar sus deudas o financiar su proyecto? ¿Ha sido rechazado por los bancos y otras agencias financieras? No busque más, porque estamos aquí para todos sus problemas financieros. Ofrecemos préstamos rápidos y confiables a un tipo de interés del 2% a personas, empresas y sociedades independientemente de la nacionalidad del cliente o situación financiera. Nuestros términos y condiciones y claro y muy comprensible. No se requiere chequeo de crédito, 100% garantizado. Envíenos un correo electrónico a: (henriettafernandoloanfirm@gmail.com)

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica