Ahora, las cooperativas

19 / 06 / 2017 Miguel Cifuentes
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Parece que ya les ha llegado la hora a las cooperativas de crédito. Las famosas cajas rurales independientes van a ser reguladas.

La reforma de la regulación de las cajas rurales está pendiente desde 2012. Foto: Fermín Cabanillas/EFE

La reforma de las cajas rurales no se aplazará más. El Gobierno sacará un decreto que refuerce las cooperativas de crédito y “mejore su solvencia y gobernanza”, según informan medios del Ministerio de Economía. Esta reforma está pendiente desde el rescate financiero pactado con la Unión Europea en 2012 y el Banco de España trabaja con el Gobierno en la redacción del texto. En el banco emisor señalan que “no hay una urgencia específica, pero llevamos varios años de demora en la reforma. Es necesario reforzar la solvencia de estas entidades financieras, tanto como la mejora de la gobernanza”. Y es que al fin y al cabo son bancos, bajo régimen cooperativo, pero que en muchos municipios pequeños se están quedando como la única entidad financiera abierta de forma permanente.

La reforma prevé la creación de una especie de SIP (sistema institucional de protección), un fondo en el que se mutualicen los riesgos de las 29 cajas rurales independientes y de pequeño tamaño. La duda es si se hace un SIP con mutualización total de riesgo, o un SIP light en que compartan algunos riesgos y con ciertos límites. Se quieren evitar casos como el de Bantierra (caja aragonesa), cuando un grupo de cajas tuvo que comprar su riesgo inmobiliario. Este nuevo fondo afectaría solo a las cajas independientes, pero no a grupos como Cajamar, que ya es un SIP y estaría fuera de esta regulación. La reforma afectará también a la regulación de las participaciones de capital de las cajas, que no son depósitos pero se parecen mucho en cuanto a su estabilidad y retribución de dividendos. Otra novedad sería el valor de los votos de los socios, ponderados por su aportación al capital, y no un hombre, un voto, como hasta ahora.

Las cooperativas de crédito son la parte más pequeña del sector financiero, del que representan entre el 5% y el 6%. Gestionan el 7% del crédito total en España, tienen unos activos de 136.455 millones de euros (más o menos el 80% del Sabadell en tamaño), más de 4.296 sucursales, emplean a 17.000 trabajadores y tienen 2,8 millones de socios cooperativistas. El sector de cooperativas de crédito no ha dado problemas en la reciente crisis financiera.

Tamaño

A lo largo de la reciente crisis financiera, solo han tenido problemas Caja Rural de Mota del Cuervo (Cuenca), intervenida por el Banco de España en enero de 2014 y vendida a Globalcaja por 1,2 millones de euros, y Bantierra, salvada en el mes de marzo de este año de sus riesgos inmobiliarios por Grupo Caja Rural, que los compró por 320 millones. Bantierra estuvo al borde de la quiebra al negarse sus socios a hacer aportaciones de capital para restaurar el equilibrio patrimonial.

El sector lo conforman Caja Laboral (Grupo Cooperativo Mondragón), dos cajas profesionales (Caja Arquitectos y Caja Ingenieros) y 59 cajas rurales, de las que 19 forman el Grupo Cooperativo Cajamar (constituido en un SIP). Cajamar es un grupo consolidable que pone en común sus resultados y tiene su propio fondo de mutualización frente a riesgos. Finalmente hay 34 cajas independientes asociadas en Grupo Caja Rural, que no es un SIP, y seis cajas asociadas en el Grupo Solventia (SIP). El Gobierno y el Banco de España apuestan por que sigan las fusiones en el sector para crear grupos de mayor tamaño, fortaleza y solvencia.

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica