Estrenos de la semana

20 / 10 / 2017 Antonio Díaz
  • Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
¡Gracias!

Handia, la nueva película de los directores de Loreak (2014) reconstruye la historia real del llamado "Gigante de Altzo". Amor a la siciliana es el segundo filme del conductor televisivo italiano Pif.

Amor a la siciliana

Handia

Dirección: Aitor Arregi y Jon Garaño

Reparto: Ramon Agirre, Joseba Usabiaga y Eneko Sagardoi

Cuando Martín retorna a casa después de haber combatido en la Primera Guerra Carlista descubre que no es el único de la familia en haber sufrido un cambio traumático: uno de sus hermanos pequeños, Miguel Joaquín, que padece gigantismo, ha crecido de manera notable, como si se hubiera estirado desproporcionadamente como consecuencia de un insensato intento de zafarse del efecto de la gravedad de la Tierra. Martin, un antiguo idealista desencantado, también siente en sus propias carnes esa misma relación contradictoria de atracción y repulsión con su tierra y por eso decide llevarse al gigante más allá de las fronteras de su patria -el caserío familiar- reconvertidos en feriante y monstruo de feria, respectivamente.

Handia -la nueva película de los directores de la estupenda Loreak (2014)- es la historia de un viaje iniciático de dos hermanos tan opuestos entre sí que están condenados a comprender sus diferencias y obligados a transformarse continuamente. Una fascinante odisea bucólica y crepuscular inspirada en la historia real del Gigante de Altzo y galardonada con el premio especial del Jurado en el festival de San Sebastián.

15084183607858

Amor a la siciliana

Dirección: Pif

Reparto: Pif, Miriam Leone y Andrea Di Stefano

Pierfrancesco Diliberto (Pif) es un personaje muy popular en Italia, forjado en la televisión en programas de sátira política como Le Iene en el que, como siciliano, le enviaban a cubrir todos los eventos organizados por la xenófoba Liga Norte. Hace cuatro años debutó en la dirección (siguiendo los pasos de su padre, el cineasta Maurizio Diliberto) con la película La mafia uccide solo d’estate, una especie de relato de formación narrado en primera persona en el escenario de la Palermo de los años noventa (con el criminal Totò Riina como capo dei capi y los jueces Giovanni Falcone y Paolo Borsellino organizando el llamado “maxi-procceso”). El protagonista de aquel filme era un cronista llamado Arturo Giammarresi interpretado por el propio Pif. Pues bien, en su segundo filme (titulado en italiano A la guerra por amor), Pif retoma al personaje, aunque esta vez lo remonta a principios de los años 40, donde es un palermitano emigrado a Nueva York que trata de evitarse las malas compañías de algunos de sus paisanos sicilianos.

A pesar de tratarse de dos películas rodeadas de mafia y crímenes reales, ambas películas transpiran la misma inocencia, la misma sinceridad y la misma comicidad que caracterizan a su autor. No es necesario conocer el primer filme para adentrarse en el segundo, pero sí es preciso saber que de alguna forma Pif ha creado un díptico en el que ha querido capturar el espíritu de la sicialinidad más allá de la cosa nostra, la pizza y el mandolino.

Escríbanos: tiempo@grupozeta.es

COMENTARIOS

No hay comentarios

ENVIA TU COMENTARIO

  • Los campos marcados con "*" son obligatorios

Grupo Zeta Nexica